alcohol

Aumento del consumo de alcohol en casa durante el confinamiento por covid19

Pensar es usar lo que ya sabemos y que está custodiado por la memoria(subconsciente) , y esto nos ayuda a imaginar. El pensamiento, modifica la realidad ya que nos impide ver con una percepción global lo que hay. Fragmentamos el presente con el imaginario subjetivo. El pensamiento se forma desde conceptos aprendidos, en el pasado, y esto limita la absorción de la nueva información que nos va llegando. Filtrar el presente con pensamientos impide la percepción global de aquello que desconocemos. Cual es la contra replica a la percepción de la realidad presente sin filtros, pues la percepción de la realidad presente desde la contemplación meditativa.  ¿ En que consiste la contemplación meditativa? Pues consiste en abrir nuestra mente al momento presente y permitir que toda la información que nos rodea, llegue a nuestro subconsciente virgen, sin filtros (pensamientos) .

Y a que viene todo esto en cuanto a la actividad profesional en la que nos movemos? Pues para explicarlo mas gráficamente nos vamos a centrar hoy en una de las adicciones que mas vulnerables nos hace y que es la ingesta de bebidas alcohólicas. En artículos anteriores explicábamos como nos enganchamos al alcohol, y veíamos como ante una situación de estrés continuada que acababa convirtiéndose en Ansiedad, si en este momento en el que estamos sufriendo este estado de desagradable ansiedad ingerimos una sustancia que llega a nuestros receptores neuronales y por un tiempo, aunque limitado, hace que nuestros niveles de Ansiedad se inhiban, produciendo una sensación de placer,  en nuestro subconsciente queda grabado que el alcohol tomado en una combinación determinada, tipo, marca, hora, lugar, intensidad de luz, música, etc…, nos relaja y da placer , no entra a valorar si es bueno o malo para nuestra salud. Pero el gran problema y de ahí la adicción es que las próximas veces ya no vamos a sentir ni la misma sensación de calma ni de placer, con lo cual empezara una escalada de aumentos de las cantidades de el alcohol consumidas, incluso mezclando con otras sustancias, en una búsqueda desesperada por aquella sensación que sentimos la primera vez, pero eso nunca se producirá, y entraremos en esa espiral de adicción.

En base a esto y circunscrito al confinamiento por COVID19, ocurre la circunstancia que muchas personas que aducían, que ellos no tenían un problema con el alcohol ( estaban filtrando la percepción de la realidad con un pensamiento distorsionador) que eran bebedores sociales, ahora y por causa del confinamiento han aumentado el consumo de alcohol en casa exponencialmente. Hay estudios que hablan de un incremento en la ingesta de alcohol de un 85%.

Con nuestra terapia, Acupuntura aplicada con Laser, podemos ayudarte ahora que el confinamiento empieza su desescalada, a dejar de beber alcohol, y por supuesto otro tipo de sustancias adictivas.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *